• Redacción

Destinar 2% del total de plazas para personas con discapacidad en la administración pública estatal


Garantizar el derecho al trabajo de personas con discapacidad en instituciones y dependencias de la administración pública estatal y municipal, a través de su incorporación en sus platillas laborales hasta alcanzar un mínimo de 2% del total de plazas, plantea el diputado de Morena por el XVIII Distrito de Tepeapulco, Jorge Mayorga Olvera, en su iniciativa que reforma la Ley Integral para las Personas con Discapacidad del estado. Detalló que su iniciativa, misma que hoy sometió a consideración del pleno del Congreso estatal, busca eliminar las barreras que puedan afectar a las personas en su pleno desenvolvimiento e inclusión, con aras de ir abonando a una cultura de respeto a las personas con discapacidad. Mayorga Olvera, durante la exposición de motivos de su propuesta, explicó que la convención sobre los derechos de las personas con discapacidad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), establece en su artículo 27 que en el ámbito laboral las personas con discapacidad tienen igualdad de derechos a trabajar y a ganarse la vida. Asimismo, dispone que los países deben prohibir la discriminación en cuestiones relacionadas con el empleo, promoviendo por cuenta propia la capacidad empresarial y el inicio del negocio propio, emplear a personas con discapacidad en el sector público, promover su empleo en el sector privado y asegurar que se proporcione una comodidad razonable en el lugar de trabajo. Dijo que en México, de acuerdo con datos del Censo de Población y Vivienda 2010, elaborado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el número de personas con discapacidad equivale al 5.1% de la población, lo que representa alrededor de 5.7 millones de personas. Añadió que la última Encuesta Nacional sobre Discriminación (ENADIS), realizada en el 2010 por el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED), reveló una situación desafortunada, ya que del total de las personas encuestadas, el 12.5% no estaría dispuesta a vivir con personas con discapacidad; el 34.6% está en desacuerdo con dar trabajo a una persona con discapacidad y el 34% cree que no se respetan los derechos de las personas con discapacidad. Por su parte, el 90% de las personas con discapacidad dicen haber sido discriminadas y más de la mitad considera que sus derechos no son respetados. El diputado morenista manifestó que cuando una persona con discapacidad se queda sin trabajo o decide por primera vez buscar trabajo, se encuentra con una realidad poco favorable. En este caso, la persona debería tener las mismas oportunidades para continuar su crecimiento personal que una persona sin discapacidad. “Todas las personas deben tener garantizado el acceso a un derecho humano como el trabajo, debemos generar conciencia en la sociedad hidalguense de que existen sectores de la población como el de personas con capacidades diferentes que históricamente han sido relegados únicamente a programas sociales de apoyos gubernamentales”, apuntó. Es tiempo –añadió- de que confiemos en la gente con capacidades diferentes que se ha capacitado para desarrollar funciones profesionales o administrativas y que no solicitan que se les regale nada, ya que lo que nos demandan son oportunidades de empleo para llevar a cabo una vida laboral como cualquier ser humano

0 comentarios